fincas-administrador

Ventajas de contratar a un administrador de fincas colegiado

Para el presidente de una comunidad de propietarios en un edificio, puede ser una auténtica pesadilla encargarse de la administración de la finca. Desde burocracia diversa hasta problemas de vecinos morosos o que se atrasan en los pagos, así como hacer frente a averías diversas del edificio, son problemas a los que se puede evitar enfrentar si la comunidad contrata a un administrador de fincas. Para encontrar uno, bastará con buscar en Internet por “contabilidad Barcelona”, “administradores de fincas Madrid” y búsquedas similares (introduciendo, obviamente, el nombre de su pueblo o ciudad).

La profesión de administrador de fincas supone una compleja actividad a causa de la gran diversidad de materias que el profesional debe dominar: deberá tener conocimientos jurídicos, laborales, fiscales, contables o técnicos, relacionados con el estado del edificio o con las nuevas inspecciones técnicas de los edificios (ITE) en cuando a protección de datos, entre otras muchas posibilidades.

Por todo esto, vale la pena contactar con un administrador de fincas, e incluso mejor si está colegiado, dado que los colegios profesionales les ofrecen servicios y ventajas que, tal vez, otros no posean. Y estas ventajas benefician, por supuesto, a quienes los contratan.

Ventajas de las que gozan los administradores de fincas colegiados

-Cuentan con asesoría jurídica, laboral, fiscal y técnica, donde pueden realizar sus consultas o dudas profesionales para que sean solucionadas con expertos en la materia.

-Reciben formación continuada gracias a los cursos y jornadas de trabajo que suelen realizar los colegios. Esto les permite profundizar en diversas materias, así como especializarse.

-También es posible que tengan suscrito un seguro de responsabilidad civil que cubra reclamaciones derivadas de negligencias profesionales, por acto u omisión por parte del propio administrador de fincas.

-Cuentan con un servicio de inspecciones técnicas de edificios en diversas condiciones ventajosas.

-Están sometidos a las normas que rigen la deontología profesional a través del Colegio, el cual, de ser necesario, aplicará el régimen disciplinario a través de las quejas o reclamaciones de los clientes.

-Cuentan con convenios de colaboración firmados por el colegio con diversas entidades bancarias en condiciones preferentes, los cuales ofrecen diferentes productos y servicios que benefician a los clientes de los administradores colegiados.

Estas son sólo algunas de las ventajas que presenta contratar a un administrador de fincas colegiado. Puedes observar una serie de puntos que te ahorrarán dinero a ti y a tus vecinos, así como muchos quebraderos de cabeza que puedes evitar.

Deja un comentario